miércoles, 29 de abril de 2020

"El lado oscuro del corazón"


Creo que cuando uno sabe qué libros han marcado la vida de una persona; qué personajes o películas no ha podido jamás borrar de la memoria; qué canciones o música le hacen vibrar el alma hasta las lágrimas... se sabe mucho, casi todo.

Como dije otras veces, aprendí de muy chica a leer, y leía todo lo que llegaba a mis manos. Lo que podía y lo que no... esto último, tal vez, fue lo que más me enseñó... o lo que me hizo la que fuera hoy. Y, si bien la poesía la conocí por otras letras, fue sólo cuando leí a Benedetti que sentí ese acorde exacto, a medida. Por ello tampoco nunca olvidaré cuando ví esta película de Eliseo Subiela.

"El lado oscuro del corazón" muestra una ciudad, mi ciudad, mi Buenos Aires, que tanto amo y, al mismo tiempo, detesto. Donde no hay un modelo, un súper galán, un bello... hay un poeta, un taciturno, un bohemio. Y no hay una heroína, ni una académica perfecta mujer... hay una puta, hay una Mujer más allá de cualquier etiqueta (...y este punto me daría para reflexionar durante horas enteras).

Una película que no te puedes perder, si aún no la has visto... o que ya es hora que vuelvas a hacerlo. Aunque más no sea para escuchar "Táctica y estrategia" o el inolvidable "Corazón coraza"por el mismo Benedetti, así sea en alemán.


"(...) pero eso sí,
y en esto soy... irreductible,
no les perdono,
bajo ningún pretexto,
que no sepan volar."
(Oliverio Girondo)

lunes, 27 de abril de 2020

Patagonia...

Tiempo atrás alguien me dijo que tirara mis "listas" (libros pendientes; películas por ver; cosas por hacer)... y reconozco que en ese momento me dije: ¿pero cómo... por qué? ...comprendí, tal vez, lo que siempre digo para muchas otras cosas -y en lo que creo profundamente-, el tiempo es ahora. Por ello, no esperé y comencé a leer los libros de Luis Sepúlveda. Pensé que tardaría en reseñarlos pues daría prioridad al último leído para el reto "Meses Temáticos"; pero sinceramente no me gustó nada, y antes de hacer una 'reseña negativa' prefiero no hacerla. Y ¿acaso la Patagonia es una tierra tan conocida que no puede considerarse "exótica"?  Entonces aquí están...

Sinopsis: Un adolescente, enardecido por la lectura de Moby Dick, aprovecha las vacaciones de verano para embarcarse, en los confines australes de América, allí donde se termina el mundo, en un ballenero que por primera vez le llevará por esos mares donde todavía navegan legendarios héroes de verdad y de mentira. Muchos años después, el joven chileno, ya convertido en adulto y residente al otro lado del planeta, periodista y miembro activo del movimiento Greenpeace, vuelve inesperadamente a los lejanos parajes de su escapada juvenil por una razón muy distinta, pero tal vez igualmente romántica : barcos piratas están depredando la fauna marítima que habita las gélidas e impolutas aguas del mundo del fin del mundo. Hay que seguir las huellas sanguinarias del feroz capitán Tanifuji, encontrar pruebas, denunciarlo, impedir la barbarie y salvar a Sarita, atrapada en una enmarañada red de oscuros intereses internacionales. La solitaria obsesión del capitán Ahab por una ballena enorme ha dado lugar al exterminio sistemático e indiscriminado de una banda de modernos corsarios.
("Mundo del fin del mundo", Luis Sepúlveda)

Creo que ya todos conocen mi pequeña manía de leer la obra de un autor en orden al año de publicación, por lo que, luego de haber leído hace muchísimo tiempo "Un viejo que leía novelas de amor", continué obviamente por "Mundo del fin del mundo". Me encontré con una historia de una transformación, de una toma de consciencia, de un crecimiento que no sólo tiene que ver con la edad y el pasar de los años. Un adolescente que transcurre un verano yendo detrás de un sueño, a bordo de un barco ballenero sigue las ormas de uno de sus libros preferidos, 'Moby Dick'. Pero será este mismo joven que una vez convertido en hombre, haga un viaje de regreso a esos mares para investigar la matanza despiadada de este animal y combatirla.

Un libro muy fácil de leer, creo que Sepúlveda tenía ese don (ya lo decían todos), era un excelente narrador de historias. Aquí cuenta primero los años de adolescente, vivencias que hoy por hoy, tal vez, sean difíciles de realizar. Y, que a pesar de cumplir la aventura tanto imaginada, ésta se haya convertido en su lucha desde la madurez. En este aspecto el mundo, lamentablemente, no cambió. Porque hoy tal vez un adolescente no recorra solo tierras deshabitadas y se meta a trabajar con el primer desconocido, pero la caza indiscriminada de ballenas -y de tantas otras especies- sigue a la orden del día.

Un libro que en algo más de dos horas te hará pensar.

(Sinopsis extraída del sitio: PlanetadeLibros)
Sinopsis: En los años sombríos del nazismo, desaparecen de un rincón secreto de la prisión de Spandau unas valiosísimas monedas de oro. Casi cincuenta años después, caído el Muro de Berlín, dos personajes oscuros pero poderosos, con un pasado político turbio, contratan cada uno por su lado a dos «antiguos combatientes» Juan Belmonte -el que tiene nombre de torero- y Frank Galinsky. En «paro» laboral e ideológico, ambos deben partir en busca de un botín robado que nadie se atreve en realidad a reclamar oficialmente. Belmonte acepta el encargo por amor a Verónica ; Galinsky, por un viejo hábito de obediencia militante cuyo ideal es ahora el de enriquecerse «como todos los demás». Al mismo tiempo, al otro lado del mundo, un viejo humilde y solitario recibe un misterioso mensaje.
("Nombre de torero", Luis Sepúlveda)

No creo sea novedad que me encantan las novelas negras, los thriller como los llaman los americanos; y este libro lo es en toda regla. Como lo empecé me super enganché con Juan Belmonte, ¿cómo no hacerlo? Desde el principio se lo percibe como un hombre al que la vida ha pegado duro, así y todo sigue adelante. El lenguaje usado por Sepúlveda es sencillo pero a la vez, muy poético. Cuando describe las vivencias de Belmonte; cómo, a pesar de los años, se siente en esa ciudad -Hamburgo- que no es ni nunca será suya; que no hay día que no piense a esa mujer, Verónica, dueña de su alma; cómo será volver a su tierra...
"(...) Perdí. Siempre perdí. No me irrita ni me preocupa.
Perder es una cuestión de método. (...)"
Más lo leo, más me gusta... y este libro no te lo puedes perder. Una historia que, aún pudiendo caer en golpes bajos (la Segunda Guerra Mundial, la dictadura chilena y sus torturas, las guerrillas...) no lo hace en ningún momento. Un personaje que atrapa -y que sé me volveré a encontrar por suerte- y una trama interesante de ir descubriendo página a página.

(Sinopsis extraída del sitio quelibroleo)
Sinopsis: Pues bien, esta vez Sepúlveda nos invita a acompañarle, codo con codo, en algunos de sus periplos por las solitarias tierras de Patagonia y Tierra del Fuego. Así, conocemos a Ladislao Eznaola, vagabundo del mar en busca de un nave fantasma, a su hermano Agustín, el bardo de Patagonia, a Jorge Díaz y La voz de Patagonia de Radio Ventisquero, la ternura de Panchito y su delfín, a aviadores enloquecidos que lo transportan todo, desde vino hasta muertos, por encima de la desolada inmensidad del paisaje... El libro se abre y se cierra con dos encuentros extraordinarios del autor con Bruce Chatwin y con Francisco Coloane, escritor chileno que alimentó la imaginación inquieta del niño Sepúlveda.
Apuntes de viajes, sí, pero también un aprendizaje de cómo viajar, de cómo conocer el mundo, de cómo mirarlo y quererlo. Luis Sepúlveda prolonga en cierto modo la tradición aprendida por él en los libros de su maestro Coloane y procura contagiarnos la inmensa felicidad de la verdera aventura. No en vano termina Patagonia Express con las siguientes palabras:
«Nunca más estaría solo. Coloane me había traspasado sus fantasmas, sus personajes, los indios y emigrantes de todas las latitudes que habitan La Patagonia y la Tierra del Fuego, sus marinos y sus vagabundos del mar. Todos ellos van conmigo y me permiten decir en voz alta que vivir es un magnífico ejercicio».
("Patagonia Express", Luis Sepúlveda)

Empiezo por decir que este libro me tocó el alma... trataré de explicar porqué.

No conozco la Patagonia. Antes de venir a vivir en Italia, he tenido la oportunidad de 'probar suerte' en un pueblo de allí, pero por razones que no vienen al caso, no fue o, como digo yo, no tenía que ser. Y en enero del 2019, cuando había planeado finalmente ir unos días a conocer una partecita (es un territorio demasiado grande para conocerlo todo de una sola vez), la vida volvió a torcerse. También puedo suponer que conozcan de la constante 'rivalidad', por así decirle, que existe entre argentinos y chilenos, más en esas tierras. Ésta es legendaria, y las razones, ninguna demasiado válida según mi opinión, son de lo más variadas. Y, leyendo a Sepúlveda, sobre todo en este "Patagonia Express", no puedes dejar de sentir un enorme deseo de recorrer estas tierras, de una y otra parte.

Hace unos días hablaba de una película, "Il Postino", donde el personaje del cartero en un momento le dice al propio Neruda: "...la poesía no es de quien la escribe, sino de quien la necesita.". Pues cuando leía los relatos que contiene este libro, la descripción de los paisajes, de la gente, no pude dejar de pensar en algo parecido y en lo que siempre creí (aún si no seré muy querida por los míos): la tierra es de quien la habita; de quien la trabaja; de quien la siente; en definitiva, de quien la vive. Y no hay ninguna duda que Luis Sepúlveda ha sentido y vivido la Patagonia.

Cada pequeño relato forma la historia de un viaje; un viaje real y un viaje de vida. Este último es un viaje que todos, en cierta medida, hemos hecho. Por ello creo que es un libro que llega, que emociona, que no puedes dejar de leer y leer... y que creo que, pasado un tiempo, podrías releer con muchísimo gusto.

(Sinopsis extraída del sitio: PlanetadeLibros)





 

(Esta reseña participa al "Reto Genérico",
a los "Meses Temáticos" y al reto "12 meses, 12 libros")

viernes, 24 de abril de 2020

#VDLN - 193

"Yo elijo la locura de continuar a ser mi misma aunque sea a contracorriente.
Elijo la locura de sorprenderme por una palabra, por una sonrisa.
Elijo la locura de emocionarme por los colores del cielo,
el rumor del mar, la gota de rocío sobre una hoja, el perfume de una flor.
Elijo la locura de amar y meter pasión siempre e igualmente en todo.
Elijo la locura de ser anticonvencional y de no renunciar... nunca.
Sin la locura sentiría de morir sin haber vivido."
(E. Mancini)





(Te invito a sumarte a este Carnaval y para hacerlo
lo único que debes hacer es ir al blog organizador: aquí.)

miércoles, 22 de abril de 2020

"Il Postino"


Comencé a escribir esta entrada pensando en ampliar la que Miguel, a quien admiro muchísimo, me ha invitado a escribir... (¿cómo? ¿te has perdido esa entrada? ...remedia ya, aquí te la dejo!!) Pensé escribir de Massimo Troisi, pero esto tú que lees puedes averiguarlo cuándo y dónde quieras, y no creo te interese saber algo que podrías encontrar en cualquier sitio con un simple click.

Entonces empecé a pensar en quién soy (tal vez mi reciente cumpleaños me hace reflexionar en ciertas cosas); porqué soy de determinada manera; porqué las letras, las palabras, son importantes para mí; porqué (me) han sucedido ciertas cosas; porqué los libros, las películas, la música... y recordé la primera vez que leí a Neruda, era muy niña y seguro no entendí, pero nada fue igual. Supe, de esa forma certera en que se saben las cosas, porque las sientes, que las palabras son cielo e infierno; que te pueden encender como sólo la pasión puede hacerlo, que te pueden curar como sólo el amor sabe hacerlo, y que te pueden herir y matar como sólo la mejor de las espadas puede hacerlo.

Y esta película lo "dice" tan bien... y una belleza como Maria Grazia Cucinotta se enamora de Massimo Troisi... y todas quieren ser Beatricce y escuchar esas palabras; y todos quieren ser Mario o Pablo para poder sentirlas, escribirlas, expresarlas... porque se entiende el verdadero y gran valor, y el poder de las mismas; más que un físico espectacular, más que el dinero, más que cualquier otra cosa perecedera.

Las palabras y lo que provocan, son inmortales.


Es con mucha emoción y un grande honor
que les cuento que la entrada dedicada a esta película, escrita junto a Miguel,
ha sido publicada en una sitio español bastante conocido en el sector sobre el séptimo arte.
Te invito a leerla nuevamente aquí... y gracias, de .

lunes, 20 de abril de 2020

"Más allá del Nilo" & "En el corazón de los fiordos"

Sinopsis: Inglaterra, 1881. Jeremy, Stephen, Leonard, Simon y Royston, cinco graduados de la Real Academia Militar de Sandhurts, pertenecientes a la futura élite del Imperio británico, deben embarcar hacia Egipto para luchar en la guerra.
Mientras, ellas, Grace, Ada, Becky y Cecily, los esperan en Inglaterra; esperan al hermano, al amigo, al amado. Sin embargo, la espera no será infinita, ya que Jeremy desaparecerá misteriosamente en el campo de batalla y Grace tomará la decisión de emprender su búsqueda.
Dará inicio así a una aventura que la llevara a Egipto, a Sudán y más allá del Nilo, donde descubrirá la verdad sobre la desaparición de Jeremy y la verdad sobre sus amigos.
«Recordarían toda su vida aquel verano que rebosaba de color, calidez y vida. Días colmados de risas y dulces ociosidad, y noches festivas. Estrechos lazos de amistad y primeros amores. Un estar en el ahora, el resplandor dorado de un amanecer cargado de promesas en el horizonte, el sentimiento embriagador de ser joven y libre, indomable e inmortal. Fue aquel verano cuando la vida realmente comenzó. El verano en que Ada Norbury regresó a casa.»
("Más allá del Nilo", de Nicole C. Vosseler)

Este año, antes de que el mundo se detuviera, por primera vez en mi vida viajé a Egipto. Era un sueño que se cumplía. No me avergüenza decir que mientras atravesaba el desierto, viajando hacia el hotel y veía como el sol se ocultaba entre las montañas, una emoción me inundó por completo. Tal vez por ello, por el título y la sinopsis, esa imagen de la portada, este libro me llamó tanto la atención y elegí leerlo sin más.

No les diré que el libro no me gustó, porque sí lo hizo; la autora, Nicole C. Vosseler, sabe muy bien cómo atrapar al lector desde el inicio. Nos presenta nada más ni nada menos que nueve protagonistas, jóvenes, llenos de sueños y proyectos. Vinculados por lazos de sangre, de amistad, de amor... pero todos sabemos que no siempre las cosas son como las deseamos; que los sueños de juventud a veces se estrellan con la muralla de la madurez, de la vida de adultos. Y, aún si algunos de estos personajes son un poco esteriotipados, te encariñas con más de uno, te identificas y no logras dejar el libro, lees y pasas las páginas porque deseas saber qué pasó, qué habrá sido La única cosa fue, es, que si esperas una historia ambientada en el desierto, que te describa algo de esa vida nómade, de esa realidad tan alejada de todo lo que, tal vez, nosotros hayamos podido conocer o saber... pues éste no es el libro. Porque la mayor parte de él transcurre en Inglaterra y la mención que se hace del desierto, de Egipto y demás, es mínima; algo en medio de una guerra y la descripción de un calabozo que podría haber sido allí como en cualquier otro lado. Este es el único punto que yo podría (si alguna vez me atreviera a tanto) criticarle.

De todos modos, si te gustan estas lecturas de historias múltiples, no dejes de apuntarte "Más allá del Nilo".

(Sinopsis extraída del sitio: megustaleer)


Sinopsis: Nordfjordeid, 2010. Después de la muerte de su madre, Lisa, una exitosa fotógrafa alemana, recibe un paquete de parte del notario de la familia. El mismo contiene un antiguo medallón, con la foto de una pareja en tiempos de guerra, y una carta de su madre. Esta foto amarillenta la llevará a viajar al tranquilo pueblo de Nordfjordeid, en Noruega, y será la única pista para que Lisa pueda rastrear y descubrir quiénes fueron realmente sus antepasados. Lisa penetrará en la vida de los fiordos y descubrirá en ellos no solo el verdadero amor sino también el verdadero origen de su madre, lo que le permitirá esclarecer los secretos que llevan décadas dormidos en la historia de su familia, las sombras de aquel pasado que alcanzaron y llegaron a cubrir su presente. Un antiguo medallón. Una fotografía. Un paisaje donde aún reverbera un secreto del pasado.
("En el corazón de los fiordos", de Christine Kabus)

Me pregunté: ¿y si eligiera un libro ambientado en un sitio que sea todo lo contrario a mis gustos? ...y exactamente eso fue lo que hice. Quien me conoce, sabe que no hay nada que me guste menos que el frío; por ello, cuando encontré "En el corazón de los fiordos" supe que era lo que estaba buscando, nada más alejado de mí que los fríos paisajes noruegos.

¡Y qué suerte que así lo hice! La autora, Christine Kabus, ha elegido un modo de contarnos la historia que, no digo sea original, pero sí de muy buen efecto; de hecho ha sido muy utilizada en estos años no sólo en la literatura, sino en películas y series tv. Pues todo inicia cuando la protagonista, Lisa, que luego de la trágica muerte de sus padres, recibe un antiguo medallón junto con una carta de su madre. Letras que encierran un secreto de familia. De aquí en más, no sólo viajaremos con Lisa desde Alemania a Noruega, sino que lo haremos en el tiempo... pasaremos de la actualidad (en el libro estamos en el 2010) a los años de la Segunda Guerra Mundial y la invasión nazista de las tierras noruegas. Y esto lo lo hace muy muy bien.

No quisiera contarles mucho de la historia porque realmente es un libro que no se deberían perder, no le he encontrado nada que no me haya gustado o 'convencido'. Es más, el final me ha sacado una lágrima y he cerrado el libro con un enorme deseo de recorrer esas tierras, de pasar unos cuantos días en los fiordos noruegos, en esas remotas tierras vikingas.

(Sinopsis extraída del sitio: LaCasadelLibro)








 

(Esta reseña participa al "Reto Genérico",
a los "Meses Temáticos" y al reto "12 meses, 12 libros")

viernes, 17 de abril de 2020

#VDLN - 192

"Soy esa mujer
que llora de risa y ríe al llorar,
pasea sobre tejados sin casas,
grita a los tres vientos y al cuarto, pide perdón,
se derrumba ante un castillo de naipes,
es mujer de los pies a la cintura y sirena hasta la cabeza,
comete pecados en cualquier capital,
libera al pájaro en mano para fantasear con los cientos,
bebe la copa medio vacía y derrama la llena,
se adelanta a los principios y se duerme en los finales,
comprueba si hay agua después de saltar,
plantea diez preguntas y responde once,
se fractura la ilusión y se escayola el alma.
Sí, soy esa mujer que canta a la vida y olvida afinar,
usa el viento como peine y la sonrisa de maquillaje,
viaja con lo puesto y regresa completamente desnuda,
quien firma con tinta exhausta fragmentos de su vida."
("Enigma", de Elena Martín)













(Te invito a sumarte a este Carnaval y para hacerlo
lo único que debes hacer es ir al blog organizador: aquí.)

Luis Sepúlveda

"(...)
-Sólo estaba pensando en la lectura...
-¿De verdad sabes leer?
-Un poco...
-Nunca le he visto la utilidad... ¿qué estás leyendo?
-Una novela...
-¿De qué trata?
-Trata de... amor.
-¿Y por qué lo haces?
-Porque los pensamientos son hermosos... porque las palabras son hermosas... y las frases... y, a veces, me hace olvidar la barbarie del hombre.
(...)"
("Un viejo que leía novelas de amor", Rolf de Heer)


Mientras escribo estas pocas líneas, ya madrugada del viernes, no dejo de pensar a tantas y tantas cosas. Una cosa me trae otra y ésta a su vez otra... y así veo pasar los minutos en el reloj sin que las mismas se transformen en palabras que mis dedos puedan digitar sobre este teclado.

Esta mañana mi hija me dió la noticia de la muerte de Luis Sepúlveda... otra vez el frío y una lágrima.

Viajo en el tiempo, a los años del secundario y oigo a mi profesora de literatura. Una mujer de alma rebelde pese a la edad, como pensaba entonces... hoy me pregunto si hay una edad para dejar de serlo. Aún puedo verla delante de mí con ese libro de un autor que había escuchado alguna vez pero nunca antes leído.

Me duró esa noche. Unas horas y lo había terminado. Ese final... exactamente ese efecto tenían (y tienen) las letras en mí. Puedo viajar... soñar... y olvidarme del mundo entero -y de lo que de él me duele-, si tengo un libro entre las manos.

Por alguna razón que no podría explicar, nunca más volví a leer al autor, a pesar de haberme gustado tanto y tener más de un título en mis manos. Algo que pienso remediar cuanto antes.





[Una noche más de insomnio... una noche donde he vuelto a leer este libro y ver su película... una noche para olvidar y disfrutar del ahora... del momento.
Si querés leer algo bonito sobre el escritor chileno, te recomiendo ir aquí... nos vemos.]

miércoles, 15 de abril de 2020

"Patch Adams"

"La muerte no es enemigo, señores. Si vamos a luchar contra alguna enfermedad hagámoslo contra la peor de todas: La indiferencia."
("Patch Adams" de Tom Shadyac)


Si pienso a Robin Williams enseguida vienen a mi mente esas películas que te dejaban pensando, esos personajes que te revolucionaban, esas historias que te daban ganas de cambiar el mundo. Y una de ellas, sin dudas, ha sido "Patch Adams".

Y, aún si esta película fue demolida por la gran mayoría de la crítica cinematográfica cuando se estrenó (1998), yo la adoré... y no hay una vez en que la vea, en la que no me conmueva. Es más, como anécdota personal puedo decir que, en los años que he hecho voluntariado en el asilo de ancianos del pueblo, recordar cómo este personaje se relacionaba con los "abuelos", me ha inspirado.

En estos días en que muchos se dejan ganar ante el desánimo, les diría de volver a ver esta película, que nos enseña que siempre podemos sacar una sonrisa (y porqué no una gran risa) hasta de las peores situaciones.

Yo nunca he dejado de hacerlo... 

lunes, 13 de abril de 2020

"Estrellas sobre Tauranga" & "La última princesa del Pacífico"

Sinopsis: Berlín, 1893. Ricarda Bensdorf regresa a su ciudad tras licenciarse en medicina con la esperanza de ejercer su vocación. Sin embargo, sus padres tienen planeado otro futuro para ella. Decepcionada, Ricarda decide huir en un barco con destino a Nueva Zelanda, un país donde las mujeres gozan de más independencia. ¿Encontrará Ricarda la felicidad en el extremo opuesto del mundo?
("Estrellas sobre Tauranga", de Anne Laureen)

He descubierto tarde este género pero me estoy poniendo al día rápidamente, el sábado ya había leído otros dos. Pero empezaré de uno por vez.

Si hay un país que siempre ha despertado mi curiosidad y querido conocer es Nueva Zelanda. "Estrellas sobre Tauranga" es un libro que, si bien comienza en Berlín, Alemania, se desarrolla casi por completo en este país, que aún hoy es un pequeño paraíso natural. Una historia que fluye de forma simple y amena; y por ello se lee rápidamente. Los personajes principales, sea Ricarda Bensdorf que Jack Manzoni, enseguida entran en la simpatía del lector; y sus antagonistas, como es obvio, son detestables. Me gustó mucho el detalle que la autora haya elegido enriquecer el relato con, no sólo costumbres y ritos de los maoríes, habitantes originales de esa tierra, sino con vocablos en lengua original, que con la propia traducción y explicación, es todo un descubrimiento. Sólo un detalle no me ha dejado demasiado satisfecha; el hecho es que la protagonista, es una mujer adelantada a su tiempo, muestra una actitud fuerte, desea hacer valer sus derechos y sus capacidades; y no depender de un hombre, y por ello atraviesa el océano sola para empezar una vida elegida por ella en Nueva Zelanda... pero no es que esto es en otro planeta o el viaje durara por lo menos 50 años. Seguimos estando en 1893 y Nueva Zelanda era una colonia del Imperio Británico, por ende, que Ricarda luego de un "accidente" vaya a vivir a la casa de un hombre solo, es algo muy muy poco probable y difícil de creer.

De todos modos, aún si no es "el libro", lo recomendaría para quien busca algo sencillo, una lectura de pasatiempo porque, como siempre digo, cumple con lo fundamental, entretiene y te hace viajar sin moverte de casa.

(Sinopsis extraída del sitio quelibroleo)




Sinopsis: Una colonia olvidada, una tierra mágica, una mujer dispuesta a todo. "La última princesa del Pacífico" narra el camino hacia la madurez de Carlota Díaz de la Fuente, de origen español aunque crecida en la colonia más lejana y olvidada por todos: Filipinas. El destino quiere que Carlota cumpla su mayoría de edad y formalice su matrimonio en 1896, cuando las alarmas de una posible revolución comienzan a despuntar y el movimiento de insurgencia pugna por la independencia de la metrópoli española. Durante los dos años siguientes, Carlota vivirá un proceso de revelación que la llevará a ser consciente de la realidad política y social que le rodea, los cambios de un siglo agonizante y su propia insatisfacción como mujer. Un recorrido que culminará con el encuentro de un amor inesperado y una pérdida tan dolorosa como definitiva que tendrá como colofón el dramático asedio que vivirá Manila y que concluirá con la pérdida definitiva de la colonia, que será entregada a Estados Unidos.
("La última princesa del Pacífico", de Virginia Yagüe)

Esta vez me he llevado una gratísima sorpresa. Busqué un libro que no se desarrollara en los ambientes de siempre y me he encontrado con "La última princesa del Pacífico". Una historia que transcurre en una de las colonias españolas olvidadas por gran parte de la historia.

Al principio tuve miedo de aburrirme, pero apenas pasados los primeros capítulos, no podía dejar de leer. Carlota, la protagonista, una mujer de carácter, que sabe lo que quiere y que no duda en hacer lo que sea necesario para alcanzar sus objetivos. Hasta se casará aún si no está enamorada, pero evitará hacerlo con algún otro que sus padres eligieran. En esos momentos de la historia, la ciudad de Manila, la entera isla de las Filipinas, está comenzando a bullir en aires de revolución y liberación. Lo que más me gustó es que il libro no cae en los clásicos tópicos de este género, que es el matrimonio forzado y el drama amoroso. Carlota se casa con su mejor amigo y si bien no es lo que esperaba, tampoco la trama gira alrededor de este hecho, sino en el contexto político y social de ese país. En mi caso, que como siempre digo, nunca he sido una muy buena estudiante de historia, este modo de conocerla y comprender muchas más cosas.

Lo dicho, un libro que les recomiendo, de una lectura ágil, que fluye, que hace que uno se evada, viaje en el tiempo y el espacio; y con una protagonista que vale, que convence.

(Sinopsis extraída del sitio quelibroleo)







 

(Esta reseña participa al "Reto Genérico",
a los "Meses Temáticos" y al reto "12 meses, 12 libros")

sábado, 11 de abril de 2020

"In viaggio con Lloyd"

"(...)
'Lloyd, no entiendo porqué algunas personas tengan tanto miedo de la soledad.'
'Tengo la impresión que sea porque no cogen la diferencia entre el permanecer solos y el estar solos, Sir.'
'¿Y es una gran diferencia, Lloyd?'
'Más o menos aquella que hay entre el deber encontrar alguien y el poder buscarse a uno mismo, Sir.'
'Muy claro, Lloyd.'
'Tenga un buen día, Sir.'
(...)"
(Fragmento traducido por mí de "In viaggio con Lloyd", de Simone Tempia)


Hace unos años atrás, no sé exactamente cuántos, en uno de mis tantos buceos por este mar virtual de letras, encontré unos diálogos que me parecieron de lo más creativos. Con un agudo sentido del humor, encontraba entre sus líneas, verdaderas joyas. Y, con mi ya conocidísima curiosidad, empecé a buscar más y más de este Sir y su mayordomo llamado Lloyd.

Así fue que encontré la página "Vita con Lloyd" y ya no pude abandonarla.

Pero vayamos al inicio, ¿quién es Lloyd? Pues éste es un mayordomo imaginario salido de la pluma de un joven escritor de nombre Simone Tempia. Ambos, Sir y mayordomo, entablan conversaciones especiales, llenas de simples filsofías, donde con humor y mucha clase (un elemento indispensable para ambos), dicen verdades extraordinarias. Porque Lloyd no es sólo y únicamente un útil colaborador doméstico, sino un maravilloso amigo con el cual compartir aventuras, dudas, pensamientos de todo tipo, penas y alegrías... la vida misma.

Ya en ese momento había un libro del autor, con el mismo título de su página "Vita con Lloyd"(2016), que no era otra cosa que la recopilación de sus mejores diálogos. Y estaba por salir este libro que hoy les traigo, "In viaggio con Lloyd" (2017), uno muy especial. Un viaje hecho por el Sir al encuentro del Destino... ¿nos les parece muy metafórico? Pues lo es... y extremamente bello. Porque es un viaje de vida; de aprendizajes; de descubrimientos; de penas, sí pero también de muchas alegrías. Y mientras lo hace, no pueden faltar las "conversaciones" con Lloyd, que por obvias razones, son en estilo epistolar (se supone que él está de viaje!).

Me he encontrado con un libro mágico, hacia mucho tiempo que unas páginas no me daban tantas ganas de traducirlas para que todos ustedes puedan disfrutar de esto... del placer de este viaje.

Si te animas, te invito a que conozcas a este autor, a sus diálogos con Lloyd y, porqué no, a que leas sus libros, estoy segura que los disfrutarás tanto como yo.

"(...)
'¿Todo bien, Sir?'
'No, Lloyd. Esperaba que las últimas novedades trajeran un cambio a mi vida y en cambio mira...'
'Sir, yo creo que no sean las novedades a traer los cambiamentos, sino los cambiamentos a traer las novedades.'
'¿Y cuál sería la diferencia, Lloyd?'
'Que las novedades se esperan. Los cambiamentos se producen, Sir.'
'Creo de haber entendido, Lloyd.'
'Tenga un buen día, Sir.'
(...)"







viernes, 10 de abril de 2020

#VDLN - 191

"No podía haberte amado más.
Pero podía haberte amado mejor."
(1943 - Luis Eduardo Aute - 2020)



(¿Podía[s]?)




(Te invito a sumarte a este Carnaval y para hacerlo
lo único que debes hacer es ir al blog organizador: aquí.)

miércoles, 8 de abril de 2020

"La teoria del todo"

"Tiene que haber algo muy especial acerca de los límites del universo. ¿Y qué es más especial que el hecho de que no haya límites? Y no debe haber límites en el empeño humano. Todos somos diferentes. No importa lo difícil que pueda parecer la vida. Siempre hay algo que puedes hacer y tener éxito. Mientras haya vida, habrá esperanza."
("The theory of everything" de James Marsh)


Si me detengo a pensar en alguien tenaz, alguien que se ha enfrentado a todas sus circunstancias y que ha tenido verdadero coraje... entonces mi boca menciona su nombre: Stephen Hawking.

Recuerdo la primera vez que leí parte de su biografía, una profesora de física viendo que para la materia yo no era muy dotada pero sí para la literatura, me aconsejó de leerla... me asombró en la exacta medida que me emocionó. Por ello no quise perderme cuando salió la película basada en la biografía hecha por su ex mujer Jane Wilde... tampoco me perdería al excelente Eddye Redmayne, que una vez más demuestra su brillante talento. Y creo que viene muy bien para estos días...

Podemos plantearnos nuestros reales límites, compararlos con otros momentos de nuestras vidas; con las vidas de nuestros padres y sus circunstancias; con las de nuestros abuelos... también podemos enfadarnos y comparar todo con alguno que esté mejor ¿cuántos serán? (últimamente se fijan tanto en los números)... y ¿si lo hiciéramos con quienes están peor?, ¿cuántos serían estos?

Pensemos... reflexionemos... no sólo antes de quejarnos, o lamentarnos de cómo estamos; sino, y sobre todo, antes de darnos por vencidos.

lunes, 6 de abril de 2020

"Palmeras en la nieve"

Sinopsis: Es 1953 y Kilian abandona la nieve de la montaña oscense para iniciar junto a su hermano, Jacobo, el viaje de ida hacia una tierra desconocida, lejana y exótica, la isla de Fernando Poo. En las entrañas de este territorio exuberante y seductor, le espera su padre, un veterano de la finca Sampaka, el lugar donde se cultiva y tuesta uno de los mejores cacaos del mundo. En esa tierra eternamente verde, cálida y voluptuosa, los jóvenes hermanos descubren la ligereza de la vida social de la colonia en comparación con una España encorsetada y gris, comparten el duro trabajo necesario para conseguir el cacao perfecto de la finca Sampaka, aprenden las diferencias y similitudes culturales entre coloniales y autóctonos, y conocen el significado de la amistad, la pasión, el amor y el odio. Pero uno de ellos cruzará una línea prohibida e invisible y se enamorará perdidamente de una nativa. Su amor por ella, enmarcado en unas complejas circunstancias históricas, y el especial vínculo que se crea entre el colono y los oriundos de la isla transformarán la relación de los hermanos, cambiarán el curso de sus vidas y serán el origen de un secreto cuyas consecuencias alcanzarán el presente. En el año 2003, Clarence, hija y sobrina de ese par de hermanos, llevada por la curiosidad del que desea conocer sus orígenes, se zambulle en el ruinoso pasado que habitaron Kilian y Jacobo y descubre los hilos polvorientos de ese secreto que finalmente será desentrañado. Un excelente relato que recupera nuestras raíces coloniales y una extraordinaria y conmovedora historia de amor prohibido con resonancias de Memorias de áfrica.

Esta entrada se publicará a las 10:30 del lunes, como es ya habitual, pero la estoy escribiendo a las 01:15, apenas he terminado de leer este libro. ¿Por qué no quise esperar? Pues sencillo, es una lectura que me sorprendió y me encantó, así... sin más y por partes iguales.

Tengo que agradecer a Laky y, sobre todo, a su reto de "Meses Temáticos" porque nunca antes había oído hablar del género 'landscape'... sí, ya sé, vivo en una nube... pero bueno así era. Entonces, en las últimas horas del mes de marzo empecé a buscar títulos que correspondieran a lo requerido; y fue allí que descubrí que ya tenía más de uno. Ahora la pregunta era ¿cuál elegir? ...y me recordé de mi madre y su grupo de amistades que habían estado meses hablando de Luz Gabás y su "Palmeras en la nieve". Y ya estaba.

Empecé y la lectura simplemente me atrapó. Leía, leía y leía y no podía ni quería dejar de leer. En nada llegué a casi la mitad del libro, absorta entre estos personajes, en la descripción de esas vidas y sacrificios en un país nuevo, totalmente desconocido, al otro lado del mundo. Tal vez sea obvio el porqué... no compararé mi situación ni mis experiencias con la colonización española porque sería no sólo fuera de lugar, sino inapropiada... pero he logrado sentir cierta parte de lo que se relataba. Pero, llegué a un punto que comenzó a aburrirme un poquito, como que las descripciones eran ya demasiadas, mucho, mucho detalle y me entró la ansiedad de querer saber, qué, cómo, por qué. En dos días había acompañado a Clarence en sus razonamientos, en su investigación de este secreto familiar, en lo que había sido esa vida de su padre Jacobo y su tío Kilian (me encantó este n(h)ombre!) en la Guinea ecuatorial... y ahora sentía que me estaban alargando el desenlace. Pero no me dí por vencida...

Y amanecí hoy domingo decidida a terminarlo... y ahora, que lo hice, pues como cuando terminas algo que te ha gustado mucho, muchísimo. Te preguntas por qué no lo has disfrutado más lentamente, por qué no te has saboreado todo con más tranquilidad. Un libro que entrelaza amor, historia, suspenso, amistad, hermandad, lealtad, las raíces, la ambición, la familia, la tierra... todo lo complejo de la naturaleza humana. Un libro que no se olvida, muy bien escrito y que te recomiendo especialmente porque sé que no te decepcionará.

(Sinopsis extraída del sitio quelibroleo)





 

(Esta reseña participa al "Reto Genérico",
a los "Meses Temáticos" y al reto "12 meses, 12 libros")

viernes, 3 de abril de 2020

#VDLN - 190

"Te regalo un mientras para toda la vida,
un mientras que te bese mucho,
uno que te sonría,
uno, que mientras existas tú,
él existe."
(de Poetas y Locos)


"...♫ Mientras las palabras fluyen solas
Mientras las personas cambian opinión
Mientras afuera llueve
Mientras
Mientras tu ropa huele a jabón
Mientras en la habitación nace la pasión
Mientras yo te veo mientras en mi versión
Ah mientras yo te escribo una canción
Ah pero mientras tú estás más allá
Ah hacía una reflexión conmigo mismo
Ah mientras este amor
Vale, desayunemos si no yo no empiezo bien la jornada
Estamos despiertos ya desde hace rato y me pregunto porqué mientras has llegado
Y mientras cambiará la luz en el salón
Mientras se secarán también la ropa en el balcón
Y mientras siempre mientras caeremos en tentación
Ah pero tú la oye o no esta emoción
Ah está dentro a una canción
Ah he tenido propio como la impresión
Ah que este es un gran amor
Mientras
Mientras
Mientras
      Mientras ♫..."




(Te invito a sumarte a este Carnaval y para hacerlo
lo único que debes hacer es ir al blog organizador: aquí.)

miércoles, 1 de abril de 2020

"The bucket list"


“Es difícil medir el valor de la vida de una persona. Para algunos se mide por los seres que deja atrás, para otros se mide por la fé, para otros por el amor, para otros la vida no tiene ningún significado. Para mí, yo creo que uno se mide por aquellos que se han medido por él.”
("The bucket list" de Rob Reiner)


En estos días donde la cosa más simple nos hace pensar y reflexionar; he visto esta película del 2007. Que, aún si ha sido dirigida por un muy buen director, Rob Reiner, con algunos éxitos en su haber como "Cuando Harry conoció a Sally" y "Misery"; y un dúo de protagonistas de los mejores -Jack Nicholson y Morgan Freeman- no es una película que quedará en la inmortalidad. De todos modos, cumple con esos objetivos que sí son imprescindibles en cualquier historia: entretener y hacer pensar.

Entonces lo hice, pensé y reflexioné sobre si supiera que tengo poco tiempo, qué haría. Después pensé a que ya no tengo listas, he dejado de hacerlas, (la única que me queda, la de los libros que me gustaría leer, estoy intentando dejarla de lado también), porque no quiero dejar para quién sabe cuándo las cosas que me gustan. No quiero 'esperar' que alguien me diga "tienes unas semanas... unos meses..." ...lo que sea. Porque hoy el futuro es tan incierto como lo era el mes pasado, o el otro. E inclusive el año pasado lo era, porque ese futuro es hoy y miren donde estamos!

Por eso, es obvio que hay cosas que me gustaría hacer, sitios que me gustarían visitar o conocer, personas con las que me querría encontrar... pero no quiero hacer una lista e ir cancelando como cuando voy al supermercado. Deseo vivir cada día como si fuera el último; disfrutarlo al máximo. Que no significa no planear o no pensar en mañana, sino en 'no dejar' para ese mañana, no dejar pasar lo que se te presenta hoy... vivir hoy!.