viernes, 17 de abril de 2020

Luis Sepúlveda

"(...)
-Sólo estaba pensando en la lectura...
-¿De verdad sabes leer?
-Un poco...
-Nunca le he visto la utilidad... ¿qué estás leyendo?
-Una novela...
-¿De qué trata?
-Trata de... amor.
-¿Y por qué lo haces?
-Porque los pensamientos son hermosos... porque las palabras son hermosas... y las frases... y, a veces, me hace olvidar la barbarie del hombre.
(...)"
("Un viejo que leía novelas de amor", Rolf de Heer)


Mientras escribo estas pocas líneas, ya madrugada del viernes, no dejo de pensar a tantas y tantas cosas. Una cosa me trae otra y ésta a su vez otra... y así veo pasar los minutos en el reloj sin que las mismas se transformen en palabras que mis dedos puedan digitar sobre este teclado.

Esta mañana mi hija me dió la noticia de la muerte de Luis Sepúlveda... otra vez el frío y una lágrima.

Viajo en el tiempo, a los años del secundario y oigo a mi profesora de literatura. Una mujer de alma rebelde pese a la edad, como pensaba entonces... hoy me pregunto si hay una edad para dejar de serlo. Aún puedo verla delante de mí con ese libro de un autor que había escuchado alguna vez pero nunca antes leído.

Me duró esa noche. Unas horas y lo había terminado. Ese final... exactamente ese efecto tenían (y tienen) las letras en mí. Puedo viajar... soñar... y olvidarme del mundo entero -y de lo que de él me duele-, si tengo un libro entre las manos.

Por alguna razón que no podría explicar, nunca más volví a leer al autor, a pesar de haberme gustado tanto y tener más de un título en mis manos. Algo que pienso remediar cuanto antes.





[Una noche más de insomnio... una noche donde he vuelto a leer este libro y ver su película... una noche para olvidar y disfrutar del ahora... del momento.
Si querés leer algo bonito sobre el escritor chileno, te recomiendo ir aquí... nos vemos.]

16 comentarios:

  1. Cuenta la historia que de niño Sepúlveda vendía sus poemas, hasta que un día se topa casualmente en su vida al escritor Pablo de Rokha el cual le pregunta por sus poemas y le hace un libro diciéndole con otras palabras claro, que sus poemas son muy malos pero que tiene talento. Se peleó con otros escritores y siempre tenía infinidad de historias. DEP.

    Besos dulces Alma.

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Ayer cuando lo supe recordé muchísimas cosas... sueños que fueron que quedaron en el camino... no sé cómo explicarlo, Dulce, pero estos son un poco así...

      Besos grandes.

      Borrar
  2. Muchas gracias Alma
    por la cita a mi primo El chico de la Consuelo
    mi primo es un poco pijín
    pero a veces escribe bien.
    besos mil.

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. De nada Lo q Leo, anoche te leí más de una vez... lo único que pensé eras tú, no un primo.
      Como sea... sí, escribe(s) bien.

      Besotes!!!

      Borrar
    2. Somos la santísima trinidad, osea dos personas en un cuerpo.
      jejejeje!!

      Borrar
    3. Jajajajajajajajaja... aunque creí que eso tenía otro nombre, Lo q Leo!!!

      Borrar
  3. Dulce
    hay una anecdota divertida
    que escuché de Sepúlveda en directo
    sobre como se ganó pasta de adolescente
    escribiendo historias picantuelas
    de su nueva profesora de arte
    que revendía a sus amigos.
    El director del cole en lugar de sancionarle
    se lo compensó con que escribiera cuentos
    para la emisora del cole.

    Se non è vero, è ben trovato
    (disculpen la osadía del dicho italiano en esta casa)
    Besos

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Había leído esto entre tus entradas, Lo q Leo... y me hizo sonreír.

      Puoi parlare in italiano sempre che vuoi in questa casa, mi fa solo che piacere. Più baci per te.

      Borrar
    2. Mi primo lo unico que sabe decir en Italiano es
      prego ragazza dove si trova la fontana illuminata di Salou
      que decía en la playa para hacerse pasar por Italiano
      e intimar con despitadas doncellas.
      Con un resultado penoso porque todas le contestaban en perfeccto español:
      "tu eres tonto o qué si te conozco de Zaragoza"
      jejeje

      Borrar
    3. Sí, sus propios amigos destacan de que era un hombre lleno de historias y que ellos mismos no sabrían cuánto de ellas eran realmente fieles a la verdad.

      Borrar
  4. Fue la primera noticia que leí ayer... Lo primero que pensé es que lea donde Lea... Las malas noticias son las primeras que llegan.

    Mil besitos con cariño, Alma ❤️

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. El otro día le comentaba a Laura, lo feliz que era estando en ”mi nube”, Auro... pero aquí se empeñan en ‘tenerme informada’... y es difícil conservar la sonrisa.

      Besotes infinitos 😘😘😘

      Borrar
  5. No hay edad para la rebeldía, te lo dice una oveja negra!( Aunque no lo parezca asi de modosita como se creen que soy)
    Leí la novela de Sepúlveda hace muchos años,y me enamoró. Ahora la vuelves a traer aquí,y creo que es un buen momento para releerla.
    La peli no la vi,voy a ver si la encuentro.
    Ay cariño, qué lindas son las nubes en las que nos subimos no? qué belleza.
    Un besazo mi niña linda...

    (te recomiendo si o si o si no otra vez si... Catedrales,de Claudia Piñeiro, es una joya)

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Es que, Ale, ¿viste cómo va cambiando la percepción cuando crecemos? A los 15/16 años te parece que la rebeldía es una cosa y que termina apenas te volvés adulto... ya luego aprendés que le verdadera ”rebeldía” es otra cosa y, como decís vos, no tiene edad.

      Apuntado está... si sigo así, vuelvo a mis mejores tiempos... hoy terminé un segundo libro y empecé justo con los de Sepúlveda... “Mundo del fin del mundo”... de esto hace una hora y llegué a la mitad, me sorprendería si llego a mañana sin terminarlo...😏

      Smu@ckssssssssssssssssssss!!!

      Borrar
  6. Que tal Alma!
    Fue ayer cuando leí la noticia sobre su fallecimiento. Pues te diré que si bien leí su novela hace mucho tiempo nunca se me ocurrió ver la película. Creo que me la anotare.
    Besos;)

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. ¡Hola Fran!

      La película salió varios años después del libro y fue el mismo Sepúlveda a participar en los guiones... no será la gran producción, pero a mí me gustó. Ya me dirás si la ves...

      Besotes!

      Borrar