lunes, 30 de marzo de 2020

"El cuerpo humano" & "Como de la familia"

El lunes pasado ya había terminado con "La soledad de los números primos"; y, como para uno de los retos de lectura que sigo ("Meses Temáticos"), aún tenía tiempo de sumar algún título a la lista, pensé en continuar con el mismo autor, con Paolo Giordano.

El primero del que les hablaré "El cuerpo humano" ("Il corpo umano"), también me llevó poco tiempo; por lo que continué con "Como de la famlia", cuyo título original es "Il nero e l'argento"; y, después de todo, creo que ambos podrían entrar en el 'género' indicado para este mes de marzo: la familia.

Sinopsis: "Situada en pleno desierto, la base avanzada de operaciones Ice se encuentra en uno de los enclaves más peligrosos de la guerra de Afganistán. A su alrededor no hay nada más que arena y una luz tan fulgurante que perjudica a la vista. A esta base liega el último pelotón de voluntarios comandados por el subteniente Antonio Rene Jóvenes, inexpertos e ignorantes de lo que les espera, para todos ellos esta misión es la primera gran prueba a la que se enfrentan en su vida. En el silencio absoluto de la noche, tumbados en sus jergones, los recuerdos de sus vidas los invaden y escuchan el latir de sus corazones, el rumor incesante del cuerpo humano. Cuando tengan que cruzar las líneas enemigas y el peligro se torne real, tanto esos soldados que apenas han dejado atrás la adolescencia como los mandos superiores -que no por tener más galones y experiencia están más cualificados para afrontar la destrucción, el horror y la culpa ni para convivir con ellos el resto de sus vidas- tendrán que rendir cuentas con su pasado, con esas vidas que han quedado en suspenso atrapadas en una compleja telaraña de amor, amistad o familia.
Poblada por personajes complejos e intensos, El cuerpo humano es una novela coral que consigue revelar con sorprendente precisión cómo se funden en cada uno de nosotros la cobardía y el coraje, el egoísmo y la entrega, el deseo y la conformidad. El triunfo de esta revelación nos obliga a mirar con ojos nuevos la realidad de nuestras propias vidas."
(Extraído del sitio: lecturalia)

Comencé el libro con ningún tipo de información sobre qué trataba; y, luego de las primeras páginas, con cierta 'mala predisposición', debo ser sincera. Los libros, así como las películas, que están basados en un conflicto bélico, no son de mis preferidos. Pero quien me conoce, sabe que no soy de dejar nada así como así, por la mitad o al primer intento... y continué. Y qué bien que lo he hecho!

En este segundo libro el autor nos cuenta de un grupo de hombres en una base militar ubicada en algún desierto perdido de Afganistán. Una historia difícil, que la mayor parte de nosotros puede solamente que imaginar y que, tampoco así creo, llegaríamos a la mínima parte de lo que realmente es eso. A medida que pasaba las páginas, las palabras, las imágines evocadas, los párrafos, quedaban grabados en mi cabeza. Y, si algo encontré como elemento común entre estos dos libros del autor, ha sido la soledad de los protagonistas, este aislamiento (tema tan recurrente en estos días) al que se enfrentan aún en medio de tanta gente.
"(...) Una pastilla al día, cada una para borrar una pregunta a la cual en el tiempo no había podido dar una respuesta: ¿qué es una familia?, ¿por qué estalla una guerra?, ¿cómo es que uno se transforma en soldado? (...)"
Y fue al final del libro que comprendí su título. Porque Paolo Giordano hace de "El cuerpo humano" el instrumento entre aquello que sucede interiormente a cada protagonista y cómo se manifiesta fuera, es en éste que se hace tangible todo aquello que está en la profundidad del alma humana.


Sinopsis: Con su minuciosa radiografía de una familia moderna, la tercera y esperada novela del autor de La soledad de los números primos ha seducido al público y la crítica italianos por igual. Como si de un potente haz de luz se tratara, la incisiva prosa de Paolo Giordano ilumina los rincones íntimos de una joven pareja que, convencidos de haber enterrado los viejos tabúes del matrimonio tradicional burgués, ven cómo el espejo de armonía y felicidad que refleja sus vidas se resquebraja con la muerte de la mujer que cuida de su casa y de su hijo, la señora A., que se revelará como el auténtico pilar de un equilibrio mucho más precario de lo que parece.
Narrada en primera persona por el protagonista masculino, la historia se acerca a la experiencia del amor por caminos inesperados, despertando interrogantes acerca de la profundidad y la solidez de los lazos amorosos. Así, cuando su existencia se tambalea, Nora y su marido han de enfrentarse al temor de descubrir en lo cotidiano la insinuación del abandono y la soledad. Con asombrosa concisión y desapego, Giordano se detiene en los detalles para desplegar un prodigioso juego de luces y sombras que resalta la cara oculta de los personajes, sus dinámicas, sus miedos, sus endebles creencias. El resultado es una novela pulida, refinada e inquietante en la que Giordano disecciona los misterios del alma humana como el más preciso de los cirujanos.
(Extraído del sitio: quelibroleo)

Apenas empecé a leer este libro, sentí un puño golpearme en la mitad del pecho y supe que esta historia me haría llorar.

Debo decir que me he encontrado con un palpable crecimiento de parte del autor, esto al menos desde el aspecto de la narrativa. Ésta es una historia tan humana, tan simple y diaria, que hasta podría ser la historia de cualquiera de nosotros, de cualquiera que la lea. Porque el libro nos habla de la ruptura de un equilibrio matrimonial, familiar. En este caso porque una figura "externa" a la familia; Babette, esta ayudante familiar y niñera del hijo del matrimonio formado por Nora y quien nos cuenta la historia, se enferma de forma irreversible y sabemos que antes o después, morirá (ningún lector puede ser ingenuo a esta verdad). Porque esta protagonista, esta mujer, que pasa a ser "Como de la familia" es, no sólo la niñera, sino a veces abuela, a veces amiga, pero siempre un sostén y apoyo para esta familia. Tanto así, que es manifiesto el temor del narrador ante la futura ausencia de su mirada.
"(...) La señora A. era la única verdadera testigo del esfuerzo que realizábamos día a día, la única testigo de aquello que nos unía. Sin su mirada nos sentíamos en peligro. (...)"
No es un libro que nos dará respuestas mágicas, no hay soluciones "ocultas" entre las líneas; sólo un planteo, un conflicto. Es, como ya dije, una historia común, hasta podría decir que no es ni siquiera muy original, porque nos podría -de uno u otro modo- pasar a todos... pero la fuerza de ésta se encuentra justamente allí, en lo cercana que se la puede sentir y en cómo excaba en una realidad que, muchas veces, se nos presenta incómoda y que sólo enfrentamos cuando no nos quedan más posibilidades.






   


(Esta reseña participa al "Reto Genérico",
a los "Meses Temáticos" y al reto "12 meses, 12 libros")

viernes, 27 de marzo de 2020

#VDLN - 189


"¿Quién que la haya visto no la venera? ¿Quién que la desconozca no la anhela?
Venecia, la hermosa. La rara, la solitaria, la invadida, la reina, la sabia, la triste, la inundada, la bella, la querida, la soñada, la imaginaria, la sensual, la conspiradora, la ilustre, la ilustrada, la bailarina, la muda, la persuasiva, la loca, la imprudente, la generosa, la complicada, la sucia, la indeleble, la sonora, la pálida, la luminosa, la inasible, la insaciable, la mil veces cantada, Venecia."
("Venecia, la hermosa", en "La emoción de las cosas" de Ángeles Mastretta)



(Te invito a sumarte a este Carnaval y para hacerlo
lo único que debes hacer es ir al blog organizador: aquí.)

miércoles, 25 de marzo de 2020

"Tan lejos, tan cerca"

"El tiempo es oro.
Para la ardilla, el tiempo es una ardilla.
Para el héroe, el tiempo es heroico.
Para la puta, el tiempo es otro engaño.
Si eres gentil, el tiempo es gentil.
Si tienes prisa, el tiempo vuela.
El tiempo es tu siervo, si tú eres el dueño.
El tiempo es tu Dios, si tú eres el perro.
Somos los creadores del tiempo, las víctimas y los asesinos.
El tiempo es atemporal.
Y tú eres el reloj."
("Faraway so close" de Win Wenders)


En estos días que nos tocan vivir, muchos creo que hemos tenido y tenemos, la oportunidad de reflexionar (en mi caso, aún más de lo que ya hago de por sí)... y, como seguramente les habrá pasado a muchos de ustedes, sino a todos, me detuve a hacerlo sobre el tiempo. Un concepto tan relativo, tan subjetivo si se quiere.

Entonces vino a mi mente esta película, "Tan lejos, tan cerca" del año 1993. Si bien la historia es una continuación de otra película de Win Wenders, de "El cielo sobre Berlín" de 1987; puede comprenderse sin mayores dificultades. Es una historia que, como casi todas las de este director, nos habla del ser humano ante la soledad, ante el dolor y, sobre todo, ante el amor.

Una película para ver más de una vez, porque en cada oportunidad creo que se encuentra una nueva mirada, una nueva lectura, algo que abre las puertas a una nueva reflexión.

lunes, 23 de marzo de 2020

"La soledad de los números primos"

"Los números primos son divisibles solamente por 1 y por sí mismos. Ellos permanecen en el propio lugar en la infinita serie de los números naturales, aplastados como todos entre dos, pero un paso allá con respecto a los demás. Son números sospechosos y solitarios y por esto Mattia los encontraba maravillosos. Ciertas veces pensaba que en aquella secuencia hubiesen terminado por error, que hubiesen quedado atrapados como perlitas hiladas en un collar. Otras veces, en cambio, sospechaba que también a ellos les hubiera gustado ser como todos, sólo números cualquiera, pero que por algún motivo no han sido capaces. Esta segunda idea lo rozaba sobre todo a la noche, en el entrelazarse caótico de imágenes que precede el sueño, cuando la mente está demasiado débil para contarse las mentiras.
En un curso del primo aáo Mattia había estudiado que entre los números primos hay algunos aún más especiales. Los matemáticos los llaman primos gemelos: son parejas de números primos que se encuentran cerca, es más, casi al lado, porque entre ellos está siempre un número par que les impide  tocarse de verdad. Números como el 11 y el 13, como el 17 y el 19, el 41 y el 43. Si se tiene la paciencia de ir adelante a contar, se descubre que estas parejas poco a poco se hacen menos frequentes. Nos encontraremos con números primos siempre más aislados, perdidos en aquel espacio silencioso y rimado, hecho sólo de cifras y se advierte el presentimiento angustiante que las parejas encontradas hasta ahí fueran un hecho accidental, que el verdadero destino sea aquel de permanecer solos. Luego, propio cuando estamos por rendirnos, cuando no se tienen más ganas de contar, ahí es que nos encontramos con otros dos gemelos, sosteniéndose estrechos el uno al otro. Entre los matemáticos es convicción común que por cuanto se pueda ir adelante, habrán siempre otros dos, aún si ninguno puede decir dónde, hasta que no los descubre. Mattia pensaba que el y Alice eran así, dos primos gemelos, solos y perdidos, cercanos pero no lo bastante para rozarse de verdad. A ella no se lo había nunca dicho."
(Fragmento de "La soledad de los números primos", de Paolo Giordano)

Hacía mucho, mucho tiempo que deseaba leer este libro y, viendo los tiempos que nos están tocando vivir, pues ¿cuándo mejor? Un libro del cual aquí en Italia se habló muchísimo cuando se publicó, allá por el año 2008; y que ha ganado varios premios importantes.

Y así fue que, lo he empezado y en dos tardes lo he terminado. Una historia que me atrapó desde el inicio; escrito de forma ágil, sin dudas y con personajes muy logrados. Creo que cada uno de los lectores, puede visualizar muy bien a Mattia y Alice, sus dos protagonistas principales. Pueden sentir, a través de las letras, lo que les pasa; las dinámicas de las propias familias y los porqué de algunas elecciones y decisiones. Se llega hasta a palpar la angustia y las luchas internas de situaciones complejas como pueden ser los trastornos en la conducta alimentaria y las autolesiones.

En lo personal he encontrado dos cosas, dos puntos en los cuales el libro no me ha "convencido", por decirlo de alguna manera. Uno, es la relación sentimental que a un determinado momento establece Alice con un hombre. Con Fabio, que es un médico con el cual termina casándose. Y me pregunto: ¿cómo es que no se da cuenta de las condiciones de salud de ella? ...porque estamos hablando de nada más ni nada menos que de un caso de anorexia casi extrema; y, si bien puedes simularlo  por una, dos o tres veces, o delante de algún conocido, ¿cómo lo haces delante de tu pareja?, con la cual hasta tienes sexo e intimidad, y ¿no te das cuenta? ...¿y eres médico? Menos mal que es un personaje de ficción, no quisiera pensar a un profesional así! Y, el segundo punto que no me ha gustado o, mejor dicho, no me ha convencido, fue el final...

Pero no diré más, porque no quiero contarles yo sino que lo lean por ustedes mismos, porque a pesar de estas pequeñas cosas creo que es un libro que vale la pena, que engancha y te deja pensando. Un libro que habla de familias, de grupos sociales y de los "excluídos". Yo te recomiendo hoy: "La soledad de los números primos" y tú ¿qué me dices?




   


(Esta reseña participa al "Reto Genérico",
a los "Meses Temáticos" y al reto "12 meses, 12 libros")

sábado, 21 de marzo de 2020

"Mag"

¿Alguna vez les ha pasado que las palabras no alcancen para expresar lo que es, lo que significa una persona para ustedes... cómo ha ayudado en el camino que han elegido seguir?

...pues eso me sucede a mí con ella, con Mag.

Por ello hoy quiero que la conozcan todos... por si alguno aún no lo hiciera... jajajajaja! Pero deseo que conozcan el aspecto, tal vez, más puro e inocente de ella.


Milan Kundera decía:
"Las preguntas realmente serias son sólo aquellas que pueden ser formuladas por un niño. Sólo las preguntas más ingenuas son realmente serias. Son preguntas para las cuales no existen respuestas. Una pregunta para la cual no existe respuesta es una barrera más allá de la cual no es posible ir. En otros términos: son propio las preguntas para las cuales no existen respuestas que señan los límites de las posibilidades humanas y marcan los confines de la propia existencia."
Y entonces existe un espacio, mágico y especial, que Mag creó, que te hace sentir aún niño. "Caracolas en las nubes" es el sitio donde vuelves a soñar, a sonreír, a jugar. Ella allí plantea todas estas preguntas y nos da las respuestas. Por todo esto te invito, de nuevo, a conocerla bajo esta luz -de luna-, a visitar este espacio encantado y maravilloso, no te arrepentirás, estoy segura.


Ahhh... y, cuando vayas recorriendo estas Caracolas, no dejes de conocer también a Ratonet, otro ser adorable que corretea por allí y que no querrás perderte!

viernes, 20 de marzo de 2020

#VDLN - 188

"La vida es como una cámara:
solo enfócate en lo que es importante,
captura los buenos momentos,
saca de lo negativo un aprendizaje revelado
y, si las cosas no salen como lo deseabas,
intenta una nueva toma."
(Daireth W.)




(Te invito a sumarte a este Carnaval y para hacerlo
lo único que debes hacer es ir al blog organizador: aquí.)

miércoles, 18 de marzo de 2020

"Matrix"

"(...) Deseo compartir contigo -Morfeo- una genial intuición que he tenido, durante mi misión aquí. Me ha sucedido mientras buscaba de clasificar vuestra especie. Improvisamente he entendido que ustedes no son verdaderos mamíferos: todos los mamíferos de este planeta por instinto desarrollan un natural equilibrio con el ambiente circunstante, algo que ustedes humanos no hacen. Se insedian en una zona y se multiplican, se multiplican hasta que cada recurso naturale no se agota. Y el único modo en el cual saben sobrevivir es aquel de trasladarse en alguna otra zona rica. Hay otro organismo sobre este planeta que adopta el mismo comportamiento, y ¿sabes cuál es? El virus. Los seres humanos son una infección extendida, un cáncer para este planeta: son una plaga."
(Agente Smith - "Matrix", de las hermanas Wachowski)


Un poco por este aislamiento forzado, un poco porque cada vez que la veo me quedo pensando en mil cosas; el hecho es que cuando comenzó todo esto no dejé de pensar en esta película de 1999. Entonces la ví, otra vez... y recordé este fragmento del agente Smith (Hugo Weaving) hablando con Morfeo (Laurence Fishburne).

¿Es que ustedes no tienen la sensación que todo a nuestro alrededor se está transformando en una película que ya hemos visto? ...pero, lo peor de todo, es que aquí no aparecerá ningún Neo (Keanu Reeves) ni tampoco ninguna Trinity (Carrie-Anne Moss).

Es que creo todo sea causa y consecuencia, no digo que queramos la extinción de la raza humana -al menos no la mayoría-, pero es que pareciera que hacemos todo lo posible para que así sea. Juegamos con la vida y con la muerte como si fueran cartas de una baraja que podemos volver a mezclar y dar cuando queramos... y no, no es así. Entonces, si todos queremos lo mismo; si todos comprendemos que no hay otro mundo posible fuera de éste; si somos capaces de enormes gestos de solidaridad, de empatía, de generosidad, de hermandad, de amor... ¿por qué c...... nos empecinamos tanto en hacer todo lo contrario? ¿por qué nos empujamos hasta el borde del precipicio para luego gritar "ayuda"? ¿por qué continuamos a esperar a perder para iniciar a valorar?

Y todos dicen "es que luego de esto nos abrazaremos más fuerte, seremos mejores, aprenderemos, y..." ...y lo que tengo miedo, lo que realmente me terroriza, es que pasado un tiempo -corto- no hayamos aprendido absolutamente nada.

lunes, 16 de marzo de 2020

"La octava vida (Para Brilka)"

Sinopsis: Georgia, 1917. Stasia, la hija de un exquisito fabricante de chocolate, sueña con ser bailarina en la Ópera de París pero, recién cumplidos los diecisiete años, se enamora de Simon Iachi, oficial de la Guardia Blanca. La revolución que estalla en octubre obliga a los enamorados a contraer precipitadamente matrimonio.
Alemania, 2006. La biznieta de Stasia, Niza, lleva varios años viviendo en Berlín y huyendo de la dolorosa carga del pasado familiar. Cuando Brilka, su sobrina de doce años, aprovecha un viaje a Europa para fugarse de casa, Niza deberá encontrarla para llevarla de vuelta al hogar. Es entonces cuando decide enfrentarse al pasado (el suyo, el de su familia) y escribir, para ella y para Brilka, la historia de las seis generaciones que las precedieron.
De Londres a Berlín, de Viena a Tiflis, de San Petersburgo a Moscú, el apasionante destino de los miembros de esta familia georgiana se entremezcla con el de la convulsa historia del siglo XX. El resultado es una de las novelas más potentes y memorables de los últimos años.
("La octava vida. (Para Brilka)", de Nino Haratischwili)

Quise nuevamente reunir en un libro más de uno de los retos que sigo y elegí éste. "La octava vida. (Para Brilka)" al inicio me asustó, más de mil páginas, me dije que tendría para todo el mes de marzo. Pero... no sólo llegó un virus que nos obligó a todos (¿todos?😒) quedar confinados en casa, con tiempo a disposición; sino que al comenzar las páginas parecían volar en mis manos, así, literalmente hablando. Tenía la sensación de que alguien me estaba contando una historia que te atrapa una palabra detrás de la otra y no quieres que termine.

Como algunos ya saben, porque lo he escrito muchas veces, la historia no es uno de mis puntos fuertes y, por ende, cuando los libros o los relatos contienen muchos datos con referencia histórica, o se entremezclan con la trama, por lo general, yo estoy tan perdida que termino por aburrirme y dejo lo que estoy leyendo (o viendo si se trata de una película). Pero éste ha sido un caso tan especial como extraño... Este libro habla de una familia, de generaciones enteras de ella, a través de los años en un país, Georgia, del cual desconocía absolutamente todo. Y la pluma de esta autora es de una calidad tan alta, que para cuando te das cuenta, te encuentras de cabeza metido a inicios del siglo XX, en este país del cual no sabías siquiera de su existencia, que se une a la ex URSS, y el mundo entra otra vez en guerra, la segunda guerra mundial. Obviamente hubo infinidad de detalles para mí absolutamente nuevos. He temblado y llorado con los pasajes sobre las torturas y las más profundas miserias humanas. Y me he alegrado con los logros y las victorias de estos personajes.

Un libro que combina de forma perfecta la saga familiar, la novela histórica, el romance, el drama... todo, no le falta absolutamente nada. Una historia con muchos personajes, entre los que se destacan mujeres, mujeres reales, fuertes dentro sus propias fragilidades. Un libro que agradezco haber tomado en mis manos y haber leído, porque es de los que no se olvidan, de los que lees y basta... no, "La octava vida. (Para Brilka)" queda en la memoria del lector, porque es un libro que va leído y que se siente.

No lo dejes pasar, seguro que no te arrepentirás.


(Sinopsis extraída del sitio: quelibroleo)


   


(Esta reseña participa al "Reto Genérico",
a los "Meses Temáticos" y al reto "12 meses, 12 libros")
---
(Este libro ha sido recomendado en el reto "Serendipia Recomienda 2020";
si quieres saber de qué se trata haz 'click' en la imagen de aquí abajo...)


viernes, 13 de marzo de 2020

#VDLN - 187

Todo lo que sucede, que nos sucede, tenemos dos modos de verlo;
o lo hacemos sin más y nos preguntamos ¿por qué?
o como una oportunidad y entonces nos preguntamos ¿para qué?

...yo siempre he preferido la segunda.



(Te invito a sumarte a este Carnaval y para hacerlo
lo único que debes hacer es ir al blog organizador: aquí.)

miércoles, 11 de marzo de 2020

"The notebook"

"No concordaban mucho. De hecho, casi nunca concordaban. Siempre se peleaban. Y se retaban uno al otro cada día. Pero a pesar de sus diferencias, tenían algo importante en común. Estaban locos el uno por el otro."
("The notebook" de Nick Cassavetes)


Siendo muy sincera, yo no soy una mujer que elige una película de amor o romántica por encima de algún otro género, al contrario, lo más probable es que lo haga como una de las últimas opciones. De todos modos, cuando las veo, me gusta soñar con ellas, con la historia; me gusta empatizar con el personaje femenino y 'enamorarme' del masculino... Y, aunque éste no ha sido el caso, ya que a Allie (Rachel McAdams) por momentos me hubiese gustado tomarla por los cabellos y decirle "espabila!!!"; y Noah (Ryan Gosling), si bien me encanta el actor como tal, no llega a 'envolverme', la historia en su momento me ha conmovido.

No leí el libro de Nicholas Sparks ni antes ni después, pero repito, la película me gustó... al verla he pensado a aquello que una vez leí: "para armar un puzzle no necesitas de piezas iguales, ni siquiera que se parezcan... necesitas de piezas diferentes." ¿Y qué es la vida sino un puzzle? ...a veces, nos empeñamos en buscar a quienes se nos parecen; a quienes nos llenan de halagos y jamás una crítica o desaprobación, sin embargo, tal vez sea en todas estas diferencias y contradicciones donde más se note el crecimiento, el propio y el del otro. Porque las diferencias enriquecen, siempre.

lunes, 9 de marzo de 2020

"El Profeta"

"(...) Y la Sacerdotisa habló de nuevo: Háblanos de la razón y la pasión.
Y él respondió diciendo:

Vuestra alma es, a veces, un campo de batalla sobre el que vuestra razón y vuestro juicio combaten contra vuestra pasión y vuestro apetito.
Desearía poder ser el pacificador de vuestra alma y cambiar la discordia y la rivalidad de vuestros elementos en unidad y melodía. Pero, ¿cómo lo haré a menos que vosotros mismos seáis también los pacificadores no, los amigos, de todos vuestros elementos?
Vuestra razón y vuestra pasión son el timón y las velas de vuestra alma viajera.
Si vuestras velas o vuestro timón se rompieran, no podrías más que agitaros e ir a la deriva o permanecer inmóviles en medio del mar. Porque la razón, gobernando sola, es una fuerza limitadora y la pasión, desgobernada, es una llama que se quema hasta su propia destrucción.
Por lo tanto, haced que vuestra alma exalte a vuestra razón a la altura de la pasión, para que cante.
Y dirigid vuestra pasión con el razonamiento, para que ella pueda vivir a través de su diaria resurrección y, como el ave fénix, se eleve de sus propias cenizas.
Desearía que consideraseis vuestro propio juicio y vuestro propio apetito como dos queridos huéspedes.
No honraríais, con seguridad, a uno más que al otro; porque quien es más atento con uno de ellos pierde el amor y la fe de ambos.
Entre las colinas, cuando os senteis a la sombra fresca de los álamos, compartiendo la paz y la serenidad de los campos y praderas distantes, dejad que vuestro corazón diga en silencio: 'Dios descansa en la razón'.
Y, cuando llegue la tormenta y el viento poderoso sacuda el bosque y los truenos y relámpagos reclamen la majestad del cielo, dejad a vuestro corazón decir sobrecogido: 'Dios se mueve en la pasión'.
Y, ya que sois un soplo en la esfera de Dios y una hoja en el bosque de Dios, deberíais descansar en la razón y moveros en la pasión."
(Fragmento de "El Profeta" de Khalil Gibran)

No sé si a ustedes les pasa, pero yo tengo libros a los que cada tanto recurro. No sé si a buscar respuestas, porque esas creo que cada uno las lleva dentro, pero sí para reflexionar o para que otro ponga en palabras el "rumor" que llevo dentro en ese momento. Y uno de los libros a los que a veces vuelvo a dar una ojeada es éste... "El Profeta".

La primera vez que tomé este libro en mis manos, era una niña y, como siempre, demasiado curiosa y de mente inquieta. Mi madre lo tenía en uno de los estantes inferiores de la biblioteca, creo que pensaba que no podría interesarme. Si ella hubiese sabido que antes de entrar a la adolescencia ya me había leído todos los libros que allí tenía, incluso los "prohíbidos", creo que se hubiera desecho de unos cuantos. Obviamente, la primera vez que lo leí, no entendí demasiado; pero no sé qué tuvo siempre, que me gustaba tanto abrirlo y leerlo, una y otra vez. Aquello que decía del amor, de los hijos, de los amigos. Quien me conoce sabe que yo estoy muy lejos de ser una persona religiosa. No voy detrás de dogmas, no creo en ellos, no los practico ni nada, sin embargo, me gusta todo lo que se relacione con lo humano, con lo filosófico, todo aquello que invite a la reflexión. Y este libro, más allá de su título, del lenguaje que usa y cómo está escrito, es para ello. Khalil Gibrán fue, antes que nada, un poeta de origen libanés radicado en los Estados Unidos; y, si alguno puede pensar que sus letras puedan ser "demasiado islámicas", pues nada más equivocado. Si bien él habla de Dios y lo hace através de este 'Profeta', repito, no son textos religiosos, sino más bien, letras humanísticas.

Un libro que sin dudas les resultará fácil de leer, pero que no deseo lo consideren de lectura rápida, porque éste es una mano tendida a pensar, a meditar y reflexionar profundamente.

viernes, 6 de marzo de 2020

#VDLN - 186





(Te invito a sumarte a este Carnaval y para hacerlo
lo único que debes hacer es ir al blog organizador: aquí.)

miércoles, 4 de marzo de 2020

"Vivir dos veces"

"(...) Ella es... como el número pi.
Me gustan tanto las matemáticas porque son pura lógica. Los números son racionales, predecibles. Pero, de repente, en medio de tanta armonía, aparece el número pi. Un número... misterioso, infinito. Es un número que está vivo, crea su propio camino sin seguir patrones establecidos. Y eso hace que las matemáticas, además de lógica, también sean magia.
Eso era ella para mí... la magia. (...)"


Hace unos días ví esta película, hecha el año pasado (2019), por la directora Maria Ripoll. La elegí, sin saber de qué trataba, sólo porque trabajaba Oscar Martinez, actor que me gusta más con el pasar de los años.

Me encontré nuevamente con una historia que hablaba de Alzhaimer y, para ser sincera, por un momento dudé si seguir... si ya lloro por pavadas, con estas cosas directamente... En fin, como no me gusta dejar nada sin terminar (😏), continué. Y menos mal que lo hice! Porque me he llevado una sorpresa muy grata. La película trata un tema al cuanto complejo y complicado, pero en una clave muy real; donde hay angustia y temor, pero también momentos para reír, emocionarse y, obviamente, para amar.

La película inicia con Emilio (Oscar Martinez), un profesor de matemática al que le diagnostican un principio de Alzhaimer. Así y todo, él se resiste al punto que ni siquiera desea advertir a su hija, Julia (Inma Cuesta); que al enterarse por casualidad, hace de todo por acompañarlo, ayudarlo. Pero Emilio es demasiado huraño y lo único que acepta es que la nieta, Blanca (Mafalda Carbonell), le enseñe a usar el móvil. Fue justo de este modo que a él le viene una idea en mente: buscar a su primer amor, aquel que nunca olvidó y que ahora sucederá irremediablemente.

Y yo me quedé pensando, ¿a quién del pasado buscarías antes de olvidarlo para siempre?

(El fragmento inicial lo he elegido porque gustándome tanto las matemáticas y la lógica, es una de las declaraciones más bonitas que he escuchado...😍)